10 nov. 2015

Hablemos del amor


Mi relación con la literatura es de amor infinito a dos bandas, soy el lector insaciable y el escritor inagotable sin esperar nada a cambio. Puedo afirmar con orgullo que es una relación muy difícil de mejorar, exprimo las lecturas, saco lo mejor de ellas y estas me ayudan en la labor de la escritura. Escribo de forma libre, sin ataduras a modas, géneros ni editoriales. Vivo el amor por los libros y me gusta ayudar a otros escritores que buscan su camino. Mi única intención es aconsejar, ayudar, en la medida de lo posible y desde mi humilde posición. No soy un superventas ni un mesías, pero soy feliz desarrollando mi vocación. En este blog he dejado, dejo y seguiré dejando, consejos para escritores, desde mi punto de vista, desde mi experiencia y las experiencias de muchos otros que colaboran en la infinita y fraternal red de artesanos de la palabra. Eso sí, nadie hará que exprese opiniones que no sean mías ni que comulgue con ruedas de molino, porque eso sería ser infiel al amor por la literatura, destruirlo y pisotearlo; destruir y pisotear lo más auténtico de mí. Sed felices, y disfrutad de la literatura.

3 comentarios: